Una mirada a las cuatro plagas más importantes en el tomate

Conocimientos 14 junio 2019

Las plantas de tomate son un objetivo muy popular para un amplio rango de insectos y ácaros. Las plagas que causan el mayor daño varían de un país a otro, incluso entre regiones. Sin embargo, todos los productores necesitan ser capaces de atacar principalmente a estas cuatro plagas: araña roja, mosca blanca, pulgón y orugas.

Araña roja

La araña roja es un enemigo de varios cultivos alrededor del mundo. Estos ácaros son pequeñas creaturas similares a los arácnidos. Se reproducen y generan resistencia a los agroquímicos rápidamente. La familia de la araña roja es extensa, pero es la araña roja de dos puntos (Tetranychus urticae) la que causa más daño en invernaderos y cultivos abiertos. Afortunadamente, la araña roja tiene varios enemigos naturales: ácaros depredadores, mosquitos e insectos depredadores.

Mosca blanca: la fuente de múltiples problemas

Hay diferentes especies de mosca blanca. La mosca blanca del tabaco (Bemisia tabaci) representa un gran problema en todo el mundo. En los cultivos protegidos, la mosca blanca del invernadero (Trialeurodes vaporariorum) también es un gran reto para los productores.

Ácaros depredadores, avispas parasitoides, insectos y escarabajos depredadores son enemigos naturales de la mosca blanca, además, existen hongos parasitoides que también pueden ser aliados contra esta plaga. Las trampas adhesivas, como Rollertrap, también son una herramienta útil en la batalla contra la mosca blanca ya que pueden ayudar en la captura y eliminación de la mosca adulta.

Pulgones y piojos harinosos

Los pulgones también son un problema común en los cultivos de tomate. Los diferentes tipos de pulgones requieren de diferentes estrategias, así que es importante saber con qué especie estás tratando. Los pulgones remueven los nutrientes de la planta y le causan un desajuste en su balance hormonal.

A la par de los pulgones, los piojos harinosos también incrementan los problemas en cultivos bajo invernaderos. Su existencia y movimientos son difíciles de detectar, dificultando el control. ¿Existe una buena noticia aun sabiendo esto? Sí, los piojos son de las primeras plagas cazadas por sus enemigos naturales: las catarinas.

Orugas

Por último, están los problemas con orugas, como las larvas de la Tuta absoluta (o polilla del tomate), tanto en cultivos protegidos como en los que están en campo abierto. Aunque no existe en México, la Tuta absoluta representa un reto muy engañoso en las regiones subtropicales. Otras especies de oruga como Spodoptera, Helicoverpa, and Duponchelia causan daños considerables. Es una buena idea capturar polillas adultas usando trampas de feromonas o también puedes liberar enemigos naturales como lo son algunos insectos depredadores y avistas parasitoides.

Las 4 plagas mencionadas anteriormente pueden ser encontradas en todo el mundo.

Más información acerca de estas plagas

Suscríbete a nuestro boletín informativo

Recibe las últimas noticias e información sobre tus cultivos directamente en tu bandeja de entrada

Sitio web protegido por reCAPTCHA y la Política de privacidad y Condiciones de servicio de Google.
Desplazarse hacia arriba